jueves, 22 de diciembre de 2011

COMPLEJO FACEBOOK: cómo saber si soy adicto.

A veces me siento viejo aún sin estarlo, y es que elFacebook ha cambiado tanto a las personas que ahora me cuesta adaptarme. Aveces parece como si yo fuese de una generación distinta, de una antigüita y ya pasada de moda. Me sientoperdido y fuera de ritmo; frustrado comoun anciano impotente.

No entiendo cómo esque las personas ponen en sus estados cosas como: “almorzando con Dorita,Mechita y Juanita en MC Donals”, “de compras en Saga Falabella con Pepito”.Otros más sinvergüenzas ponen: “haciendo hora con Margarita en el Jockey”,tremendos vagazos ¡Vayan a estudiar, caracho! En mis tiempos no era así.


Yo me considero dentro de la generación del grupo depersonas que usaban El Chat para comunicarse. Me acuerdo que “conversaba” con personasde distintos lugares, e incluso llamaba a mi mamá para contarle que teníaamigos en otros países. Ella se emocionaba y estaba feliz de que su hijito seatan socialmente cibernético. Lo malo esque con el tiempo se llenó de muchas tonterías. Encontrabas personas que usabancomo nickname : “tupapichulo23cm”, o “tugatitacomelona”, o “solterita con cam”, etc.

Yo una vez parafastidiar a las personas me cree un usuario llamado: “tubebitochalón”, pero notuve éxito. Me hablaron puros gays.

El Chat se volvió tan cómico que perdí el interés porconocer más personas.

Después salió elMessenger y el Hi5. Hasta ahí todo bien. Las personas usaban nick’s paradedicárselo a alguna persona especial o algún amor imposible, otros máscortavenas ponían sus frases tristes y sin sentido.

El Hi5 terminó volviéndose una red social chicha. Laspersonas colgaban fotos asquerosas. Se podía encontrar chicas en cuatromostrando sus “cachetes” y poniendo frases populares como: ‘ruTzii Inkiietah m4snaky’, ‘tu bebita gronezitah TLV’, ‘tu ninia pa que mas’, etc, etc. Fue tan visualmentedetestable que muchos huyeron con traumas psicológicos.

Más adelante, con elMy Space y Fotolog me sentí desubicado. Nunca los usé porque nunca los entendí,o no quise entenderlos, que es peor.

Con la aparición delFacebook pensé que todo volvía a ser normal, pensé que utilizar esta red socialsería papayita, incluso creí que me adaptaría fácil a este nuevo sistema de comunicación, pero meequivoqué.

No es difícil utilizarlo, lo difícil es entender a laspersonas que lo usan. No entiendo qué necesidad tienen de escribir o publicardeterminadas acciones sin importancia, o poner frases vacías y poco coherentes.

¿Quizá por simplecapricho? ¿Por presumir? ¿Por monería? ¿Por un tonto complejo de limeñito ‘modershno’?¿Por ganarse cierto reconocimiento social al presumir los lugares que frecuenta?¡Bah! Qué ridículo.

Sé que usar las redes sociales es una necesidad, pero el finde ello es facilitar información, no presumir cualquier huachafería. Cada vezlos usuarios del Facebook se asemejan más a las viejas chismosas del mercado. Ésasque saben todo acerca de su entorno social, de sus vecinas: de la Rosa, la Tere, la Julia, la Doris y lainfaltable ‘robamaridos’. Saben hasta elcolor del calzón que usa la tamalera de los domingos. Son tan criticonas que tesacan de una ojeada qué tipo de persona eres. Y son igual o peor de jodidas quelas personas que te hablan por el chat del Facebook para decirte: “dale like a mi estado por fa(o, en el peor de los casos, te mandan el link)”. ¡Qué insoportable, carajo!

Ahora está a la moda crear páginas con frases e imágenes tontasy ‘likearlas’. Otros en vez de escribirsolo copian esas frases (muchas de éstas mal escritas y con terribles erroresortográficos).

¡Hasta qué puntohemos llegado, señores! Con razón Dios quiere destruir el mundo el próximo año.Ya está cansado de tanta mierda.

Hace un rato yo mismo creé una cadena para joder a laspersonas y empecé a ‘spamerla’. La cadena decía: “"Muchos piensan que el anticristo es el papa Benedicto XVI, otroscreen que Obama por ser negrito puede serlo, pero, ¿alguien se ha puesto apensar que de repente Marc Zuckerberg es el verdadero anticristo y está usandoFacebook para poseernos?" Comparte esto y salvemos al mundo. ¡SI NO PASASESTO A 10051548 PERSONAS IRÁS AL INFIERNO! Tú decides: vivir o morir.

Mi primo copió la cadena y lo público en una página popular.A los minutos algunas personas empezarona comentar y a discutir sobre la existencia de Jesús. El debate fue tan extremoque terminaron bloqueándose del Facebook.

El mundo está loco. La sociedad no tiene solución. ¿Ahoraquién podrá defendernos?


2 comentarios:

C.Enrique dijo...

Facebook paso de ser una red social a ser una vida en tiempo real , buena entrada :)

Elena Cortés Si. dijo...

La sociedad no tiene solucioón, :( hahahhaa, me encanta ya te dije fan pero solo de tu blog :)

Publicar un comentario